martes, 1 de abril de 2014

Quién se quedará
con el supuesto
de que tus labios
me hubieran seguido
remojando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario