lunes, 24 de marzo de 2014

Me desnudé frente a él
le dije que sentía mi cuerpo
ver llover mientras el suelo
de la ciudad quemara Que
vine a morir para no sentir
el peso Que esperé esta primavera
como sueño en vigilia
Entonces me besó
me tocó Me guardó cercana
no más no menos que
a la altura de la divinidad
que yo recuerdo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario